En el Blog

Subir salarios: propuesta sindical para la negociación colectiva

Igual que las empresas trasladan la subida energética, del transporte y de las materias primas a los precios finales, esta subida se debe llevar a los salarios. 

El pasado jueves hemos hecho una reunión inédita entre UGT y CCOO, con las ejecutivas confederales y las federaciones sectoriales de ambas organizaciones. Esta es la respuesta sindical a la negativa patronal de cerrar un acuerdo marco de negociación colectiva y subida salarial. Esta contestación sindical es necesaria porque esta crisis de precios, que no ha sido provocada por los salarios (prácticamente congelados desde 2008), no la vamos a pagar ni las trabajadoras ni los trabajadores.

 

Por eso, iniciamos una etapa de trabajo intenso para conseguir ampliar la cláusula de actualización salarial a todos los convenios. Específicamente, la propuesta conjunta sindical que se va a trasladar a todas las negociaciones para la subida salarial es la siguiente: 3,5% para el 2022, 2,5% para el 2023 y del 2% para 2024, con una cláusula de actualización salarial a final de año que garantice el mantenimiento del poder adquisitivo de las personas trabajadoras.

 

Esta es una propuesta muy responsable en el contexto económico de inflación, ya que la previsión de IPC interanual para 2022 está alrededor del 4% y entre un 2% y un 3% los siguientes. La media anual se situará alrededor del 7,5%, ahora en el 8,6%. Al mismo tiempo, la inflación subyacente se ha acelerado hasta el 4,4% en abril, su mayor tasa desde diciembre de 1995, por el incremento generalizado en la mayoría de los componentes del índice. Por este motivo, con la incertidumbre actual, sería una irresponsabilidad firmar convenios sin cláusula de actualización salarial. Y no entendemos la negativa de las organizaciones patronales a cerrar un acuerdo marco que reforzaría la economía y la sociedad en este momento difícil. Nuestra propuesta es sensata. Ahora vamos a tener que ir convenio a convenio, sin descartar, evidentemente, las movilizaciones, en los convenios sectoriales y territoriales donde se atasquen las negociaciones.

 

Con los salarios estancados desde hace años, -los convenios han tenido una subida moderada, pero la masa salarial global, el salario real, ha descendido- hay que entrar en un ciclo de recuperación y significación salarial, garantizando que las personas trabajadoras mantengan su poder de compra. Además, este incremento de salarios es bueno para la recuperación económica postcovid y ahora en la crisis energética de precios, ya que el consumo interno es más clave que nunca en el nuevo contexto de reformulación global, marcado por la invasión y guerra de Ucrania, la crisis de suministros y de materias primas.

 

Para conseguir estos objetivos, UGT y CCOO vamos a coordinar el seguimiento de todos los convenios, sectoriales, autonómicos, provinciales y de empresa y analizar de forma conjunta los procesos de movilización.

 

Igual que las empresas trasladan la subida energética, del transporte y de las materias primas a los precios finales, esta subida se ha de llevar a los salarios. Con unas trabajadoras y trabajadores empobrecidos se castigaría a las personas primero, y también al consumo y la recuperación económica.

(Visited 286 times, 1 visits today)

Comparte ...

Suscríbete al blog

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.

Política de Privacidad RGPD
313,514 Suscriptores

Más temas ...

Estrés, ansiedad y depresión: ir a trabajar con ansiolíticos

El estrés, ansiedad y depresión, la mala salud mental, no pueden continuar siendo ni estigmatizados ni ocultados en la sociedad ni esconder que, gran parte de estas afecciones, son producidas por causa laboral. Entre un 5 y un 12’5% de las personas trabajadoras van a trabajar con ansiolíticos.

Leer +
Share